Optimizar la planificación textil, esa es la cuestión

Share on LinkedInTweet about this on TwitterShare on Google+Share on FacebookEmail this to someone

Cuando hablamos de planificación en un negocio textil, en este caso, la mayoría niega con la cabeza o esboza una sonrisa dando a entender que es algo imposible. Pues bien, por complejo que parezca todo el proceso de optimizar la planifiación, Dynamics NAV ayuda a adelantarse a la situación y a evitar desperdiciar material y/o dinero.

Si planificar es una tarea compleja no es por culpa de un mal funcionamiento del ERP, sino por el funcionamiento del mercado actual donde el cliente exige una personalización del producto y una inmediatez, lo que provoca que las prioridades cambien continuamente y cualquier planificación se rediseñe para no perder ni un solo cliente. Cualquier cambio o la pérdida de un cliente puede influir en toda la cadena de producción.

Dejando a un lado la situación que todos los sectores viven actualmente, debemos tener en cuenta que para poder basarnos en nuestro software y hacer una buena planificación necesitaremos, al menos, un histórico de ventas de tres meses. Es evidente, que sin una base de la que extraer los datos, no podemos pedirle a nuestro Dynamics que nos planifique. Mientras no se tengan esos datos, puede ser útil basarse en la experiencia de los comerciales o trabajadores más antiguos o experimentados para empezar con la planifiación. En muchos casos, ha recaído sobre los comerciales la labor de realizar la planificación, pero no es la forma más adecuada de hacerlo.

Si tenemos un histórico del que extraer la información, podemos calcular la tendencia de ventas y predecir cómo serán las ventas diarias y así crear una planificación producción. De esta forma, obtenderemos una previsión de producción. Al tenerla podemos calcular, por ejemplo, cuándo necesitaremos hilo para no encontrarnos con el problema de ruptura de stock y continuar con la producción.

Somos conscientes que esta previsión de necesidades no siempre se puede calcular porque en el sector textil influyen las tendencias y modas. Pero con los clásicos que no responden a temporadas sí que es posible calcular cuándo se necesitará la materia prima. Un ERP te puede ayudar a calcular el lead time de un producto a través de fórmulas basadas en referencias previas, como la venta media diaria o el tiempo de fabricación.

En resumen, el ERP procesa los datos para facilitar el análisis y mejorar el puesto de trabajo, ayuda a reducir los tiempos dedicados a tareas más pesadas y que ocupan demasiado tiempo y así mejorar los procesos más complejos. Una de las claves para seguir la planificación y evitar gastos innecesarios y cambios de última hora es marcarse prioridades de entrega reales, con los clientes VIP incluidos, y cumplirlos.

Share on LinkedInTweet about this on TwitterShare on Google+Share on FacebookEmail this to someone

Acerca de Ekamat

Socio tecnológico especialista en la implantación del ERP Microsoft Dynamics NAV y CRM. Somos una empresa de servicios informáticos con más de 40 años de experiencia en el sector, nacida con vocación de ofrecer calidad y dedicación a nuestros clientes. Nuestro objetivo es mejorar el rendimiento de nuestros clientes, ofreciendo soluciones reales adecuadas a cada tipo de negocio.
Esta entrada fue publicada en ERP Textil. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>